Un conejo en la oficina

photo0049conejo.jpg 

Esta es la primera vivencia en el nuevo puesto de trabajo. Hay que aclarar que ahora estoy ubicado en el último edificio de la ciudad, tras éste sólo hay carretera y campo, lo que dio pie a una situación extraña.

Era mi tercer día, estaba enfrascado con el PC, cuando oigo un ruido, miro y ¡coño! un conejo paseando por la oficina como si tal cosa. Por un momento me sentí como Alicia en el País de las Maravillas. Se lo comento a mi compañero, hombre de avanzada edad, serio y parco en palabras, quien, sin decirme nada, me mira con la cara con la que se mira al que abusa de las drogas y alcohol, pues el conejo salió hacia el pasillo en vista de que nadie le atendía y no pudo verlo. Finalmente, entró en el despacho de en frente donde todo el mundo pudo contemplarlo y mi cordura dejó de estar en entredicho.

Por cierto, ¡no acabó en la olla!, malpensados, se le dejó libre para que vuelva las veces que quiera a resolver sus gestiones.

Anuncios

3 Responses to Un conejo en la oficina

  1. marialob dice:

    Pues a mi me parece un raton, no es por nada…

  2. jarto dice:

    La cámara del móvil no da mucho de sí y tampoco me acerqué mucho para no espantarlo, pero es un conejo, mira las orejas.

  3. Divine de Baltimore dice:

    Tiene toda la pinta de ser el de mi amiga LOLES! 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: